De vez en cuando aparecen en cartelera pequeñas joyas que sacuden y sorprenden al espectador. La chilena ‘Una mujer fantástica‘ dirigida por Sebastián Lelio es de ese tipo de películas. Pese a estar precedida por el éxito cosechado en la Berlinale con el premio a mejor guión, ‘Una mujer fantástica’ llega a España con una escasísima distribución. Cosas de la industria, o quizás una consecuencia del tema que trata.

Marina estudia canto y espera su oportunidad mientras sirve mesas en un restaurante. Tiene una tierna relación con Orlando, un empresario 20 años mayor que ella. La relación va viento en popa, la familia de Orlando ya sabe de la existencia de Marina e incluso ella se está instalando en su apartamento. Una fatídica noche él sufre una aneurisma y fallece. Aquí empieza la lucha de Marina, una cruzada contra la humillación casi generalizada. Marina sufre la incomprensión total por su condición de transgénero.

El fantástico guión explora de manera magistral el sentir de Marina sin regocijarse en su desgracia. Una narración asentada en el pilar de una relación de amor rota por la muerte, pero que irremediablemente transita por las surrealistas situaciones a las que una mujer trans tiene que enfrentarse en la sociedad actual. La muerte de su compañero convierte a Marina en sospechosa, pervertida, desequilibrada y ladrona. Un guión que inteligentemente permite la conexión progresiva con el papel protagonista, quizás evitando el rechazo inicial.

Una mujer fantástica dirigida por Sebastián Lelio

Daniela Vega en “Una mujer fantástica” dirigida por Sebastián Lelio

Mi nombre es Marina Vidal, ¿algún problema con eso?,  con esta rotunda declaración de principios se presenta en ‘Una mujer fantástica’ el personaje que interpreta Daniela Vega, una actriz y cantante lírica chilena conocida por ‘La visita‘, su debut cinematográfico en 2014 de la mano de Mauricio López Fernández. El rostro transgénero de Chile nos regala una profunda interpretación sin la cual la película no sería la mismo. Una enérgica actuación, ovacionada en Berlín y San Sebastián, que logra transmitir algo tan complejo como la lucha de un ser humano por el respeto a su verdad. Valiente e hipnótica Daniela Vega, todo un descubrimiento cinematográfico.

Una mujer fantástica‘ es cautivadora e impactante a partes iguales. Visualmente sugerente con momentos estelares donde las metáforas y fantasías elevan aún más la cinta rebajando la crudeza del relato. Un trabajo perfecto que debería ser de obligado visionado no solo para los amantes del cine, sino para todos aquellos que no son capaces de entender la diversidad.

No dejes de leer