Longa Noite del gallego Eloy Enciso compite en Locarno


Longa Noite del gallego Eloy Enciso compite en Locarno

Después del éxito del cine gallego en Cannes con ‘O que arde’ de Oliver Laxe, otro festival de clase A como Locarno apuesta por una producción gallega para su sección oficial. Se trata de Longa noite‘ del cineasta gallego Eloy Enciso (‘Arraianos’), que será la única película española que competirá por el Leopardo de Oro en la Sección Internacional de la 72 edición del prestigioso Festival de Locarno que tendrá lugar desde el 7 hasta el 17 de agosto en la localidad suiza.

La premiere internacional de su anterior largometraje, ‘Arraianos‘ (2012), tuvo lugar también en este certamen. El director de fotografía de ambos películas, el también cineasta Mauro Herce -que obtuvo el Premio Especial del Jurado con ‘Dead Slow Ahead’- presentará además en el mismo certamen ‘Lonely Rivers’, dentro de la Sección Fuori Concorso.

«Es un filme coral donde un conjunto de personajes y voces conformarán una imagen de la Galicia de aquellos años. A través de ese conjunto de conversaciones y situaciones cotidianas, quedan reflejados los mecanismos de poder ocultos en las sociedades totalitarias». Eloy Enciso, director de Longa Noite.

Longa noite‘ nos sitúa años después de terminada la Guerra Civil, cuando Anxo regresa a su pueblo en el interior de Galicia. A través de las conversaciones que mantiene durante el viaje, descubre cómo la guerra y el nuevo régimen han transformado las relaciones entre las personas. A su llegada, Anxo es recibido con desconfianza por los vencedores, pero también por los vencidos, que sienten con Anxo la necesidad de comenzar el viaje hacia su pasado y sus propios recuerdos silenciados.

En su nueva película, Eloy Enciso continúa su exploración del cine a través de fuentes no literarias y el trabajo con actores no profesionales. Extractos de obras de teatro, memorias y cartas de presos en cárceles franquistas, sirven de inspiración para ‘Longa noite’, un filme que explora los fundamentos sociales y políticos del fascismo.

Artículo anterior Crítica: Historias de miedo para contar en la oscuridad
Próximo artículo Érase una vez en Hollywood: mucha nostalgia y un gran final

Sin comentarios

Déjanos tu opinión...

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *