Buddy, el alter ego de Kenneth Branagh en Belfast


Jude Hill interpreta a Buddy, el alter ego de Kenneth Branagh en Belfast

‘Belfast’ es una película nacida directamente de la propia experiencia de Kenneth Branagh. Buddy, un niño de nueve años de clase obrera interpretado por Jude Hill, debe labrarse su camino a la madurez en un mundo que, de pronto, se ha vuelto del revés. Su comunidad, estable y amorosa hasta entonces, y todo lo que creía entender de la vida cambia para siempre, pero la alegría, la risa, la música y la formidable magia de las películas no desaparecen. En cada minuto de tiempo libre que tiene, la oscuridad de los cines o el televisor proyectan las películas y los programas estadounidenses, que son la embriagadora divisa que hace viajar la vida interior y los sueños de Buddy.

Pero, cuando los años sesenta tocan su fin, mientras el hombre llega a la mismísima luna, un caluroso mes de agosto convierte los sueños de infancia de Buddy en una pesadilla. El descontento social acumulado de pronto estalla en la propia calle de Buddy y la situación se intensifica rápidamente. Primero, un ataque enmascarado, luego disturbios y, por último, un conflicto que se extiende por toda la ciudad, avivando las llamas más allá de la capital. Católicos contra protestantes, los que hasta hace un instante eran vecinos cordiales y amorosos, se convierten de pronto en enemigos mortales.

Buddy intentará entender el caos y la histeria de una nueva situación de aislamiento poblada de héroes y villanos que hasta entonces solo había conocido en la gran pantalla, pero que ahora amenaza con corromper todo lo que conoce y ama en un enfrentamiento épico en su propio entorno. Buddy sabe lo que esperar de sus héroes; se ha pasado horas viendo westerns como ‘Solo ante el peligro’ y ‘El hombre que mató a Liberty Valance‘. Buddy hallará las respuestas a lo largo de un fascinante, divertido, conmovedor y descorazonador viaje a través de disturbios, violencia, la alegría y la desesperación de las relaciones familiares, junto con la agonía del primer amor.

Jude Hill, otro niño prodigio del cine
Jude Hill ha debutado a una temprana edad en la gran pantalla gracias a «Belfast» de Kenneth Branagh

Jude Hill, otro niño prodigio del cine

El elemento más importante del casting es Jude Hill, el muchacho de nueve años que interpreta a Buddy y que aparece prácticamente en todas las escenas, ya que la película gira en torno a su punto de vista y su imaginación.

«Siempre me ha resultado fascinante ver a grandes intérpretes de tan corta edad presentando ese momento en la vida en el que tienes que dejar de lado todo lo infantil», dice Branagh. Sucede en la película de John Boorman ‘Esperanza y gloria‘, en la que Blitz sirve de telón de fondo para una infancia acelerada. La actuación de Christian Bale en la película de Spielberg ‘El imperio del sol‘ es impresionante. ‘Adiós, muchachos‘, de Louis Malle, resulta impactante por el modo en que sus protagonistas te rompen el corazón. Y se nota que cualquiera de esas películas es increíblemente personal e importante para su director. Eran historias que necesitaban contar, y todas ellas han tenido una enorme influencia en esta.

«En Jude Hill, dimos con un muchacho cuyo talento estaba listo para explosionar, pero que aún disfrutaba mucho de su vida como un crío normal y corriente. Jugar al fútbol era tan importante para él como hacer la película, y eso era justo lo que buscábamos», explica Branagh. «Al mismo tiempo, se mostraba muy serio acerca del trabajo, muy preparado y muy abierto. Yo pedía una curiosa combinación; quería que fuese él mismo, sin más, pero también que fuera capaz de implementar los pequeños ajustes interpretativos que le iba pidiendo. Y la verdad es que hizo una labor excelente. Es extraordinariamente abierto y despliega un talento natural delante de las cámaras que hace que, en ocasiones, cueste creer que sea su primera película».

Buddy (Jude Hill) es un chaval de nueve años, el menor de dos hermanos. Adora a sus padres y a sus abuelos y, hasta el comienzo de lo que acontece en la película, tiene una vida prácticamente perfecta: juega sin peligro por las calles, donde todo el mundo lo conoce, colecciona coches de juguete que su padre le trae de Inglaterra y disfruta viendo películas en televisión y yendo al cine local de vez en cuando con su familia. Eso sí, le gustaría que en su vida hubiera más chocolate y menos misas. Asiste a la escuela primaria local donde suele estar entre los mejores de clase. Y precisamente ser de los mejores es lo que le permite sentarse junto al objeto de sus deseos, Catherine, la chica con la que está convencido que va a casarse cuando sea mayor, siempre y cuando consiga reunir el suficiente valor como para hablar con ella.

«La primera vez que leí el guion me gustó mucho», dice Jude Hill. «Me puse a buscar todo lo que no entendía, como parte de la jerga de Belfast, porque yo no soy de la propia ciudad. Ahora he aprendido mucho de ella. Buddy es como yo porque es rubio y le encanta el fútbol, aunque es hincha del equipo equivocado». Jude es fan acérrimo del Liverpool, mientras que Buddy es seguidor del Tottenham Hotspurs. «Y se le tuerce un poco la infancia, porque se ve arrastrado por toda la situación, pero al final no le salen mal las cosas».

De su experiencia rodando ‘Belfast‘, destaca: «Fue muy divertido. Antes quería ser ingeniero informático, pero ahora tengo claro que de mayor quiero ser actor».

Fuente: Universal Pictures
Artículo anterior Crítica: La casa Gucci
Próximo artículo Asghar Farhadi: "Comprender no significa legitimar"

Todavía sin comentarios

Participa en el debate

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.